martes, 30 de diciembre de 2008

Nueva Olympus E-520

Olympus ha apostado entusiastamente al sistema cuatro tercios, un formato de sensor de pequeño tamaño pensado para lograr cámaras réflex sumamente compactas, así como ópticas correspondientes de las mismas características.

Hoy analizamos su nueva E-520, confesamente una versión refrescada de su cámara réflex compacta intermedia, la E-510. Con este criterio, avanza sobre el modelo de DSLR inicial supercompacta E-420 agregando estabilización de imagen. También oferta una batería de mayor duración con respecto al modelo anterior y una estética más familiar correspondiente a las réflex digitales actuales.

Su sensor de cuatro tercios 2,43cm2) ofrece una salida de 10 megapíxels y la capacidad Live View, aplicación común desde que Olympus la integrara por primera vez en sus cámaras hace algunos años. El rango de sensibilidades es adecuado para este tipo de cámaras: ISO 100-1600, con una función automática. La platina del sensor dispone de sistema autolimpiante por vibraciones del filtro IR, para lidiar con el conocido problema de las motas de polvo (mucho más notorias en el cuatro tercios por su menor tamaño relativo).

El microprocesador de imagen permite una buena velocidad en ráfaga (3,5 cuadros por segundo) y además incorpora al equipo funciones de avanzada, como la detección de rostros. También consta de una función de "autogradación", para regular de manera automática el rango dinámico de la imágen y corregir diferencias muy amplias en la iluminación de escena.

El sistema de autoenfoque consta de 3 zonas de detección (similar al sencillo sistema de la Nikon D60). El sistema de medición de luz integrado es muy completo para la categoría: permite las mediciones clásicas matricial, central y puntual. Sin embargo, la medición puntual puede desglosarse en medición puntual en sombras o medición puntual en luces, con lo cual se trabaja mejor en situaciones complejas de luz (la función ideal para utilizar la medición puntual).

Una de las cosas que vale la pena mencionar es la localización inteligente de los botones y mandos. Los cuerpos Olympus cuatro tercios suelen tener reminiscencias a un muy buen cuerpo réflex 35mm compacto, la línea OM. Bajo esta inspiración, hoy clásica, Olympus constuye sus DSLR cuatro tercios con buen agarre y apariencia clásica. La unidad con batería pesa 490 gramos. Un par de botones pueden ser configurados para ejercer otras funciones, lo cual siempre es útil si realizamos un arreglo de funciones inteligente (¡y puede ser una pesadilla si o lo pensamos bien!). En general para cambiar las opciones de toma se utilizará la pantalla LCD, con un menú gráfico amplio denominado "Super Panel de Control", con la enorme mayoría de las funciones de cámara. Esto es muy bueno considerando que los menúes son muy incómodos y largos. El cuerpo puede utilizar las siempre engorrosas y costosas de conseguir memorias XD o las CompactFlash, cada vez más raras en este tipo de compactas sencillas. Los conectores son del tipo USB 2.0 de alta velocidad y una salida NTSC/PAL.

El dial de modos en la parte superior derecha ofrece las posibilidades usuales: modo Automático, PASM (programa, apertura, obturación, manual), y modos preprogramados: Retrato, Paisaje, Macro, Deportes, Retrato Nocturno. Luego tiene una opción SCENE ("escena") que nos permitirá escoger gran variedad de modos de escena preprogramadas, útiles para el resto de las escenas fotográficas comunes (18 en total).
Tal vez uno de los problemas del sistema cuatro tercios sea el pequeño visor. El pentaespejo de esta cámara ofrece una visión más oscura y pequeña que la de las réflex digitales convencionales, ni que hablar si comparamos con una DSLR de cuadro completo. Por otro lado, la información del visor está colocada a la derecha de la imágen, y en algunas situaciones es incómoda para ver. ¿Falta de Costumbre?

El display LCD aumenta de tamaño con respecto a la E.510, algo noble y a tener en cuenta en los compactos sistemas cuatro tercios. Logramos una pantalla de 2.7 pulgadas. La cámara cuenta con Live View, función implementada de manera adecuada. Se pueden sobreimponer funciones de menú de manera "traslúcida", con lo cual no molesta demasiado al ver la imagen captada por el sensor en tiempo real.

La cámara viene integrada con un flash tipo pop-up, con número guía 12 y una velocidad de sincronismo cómoda, de 1/180 seg. La zapata de flash incorporada es propietaria Olympus, del "Sistema E" de flashes. Permite operar con tres grupos de flashes de manera inalámbrica (con unidades tipo FL-50R y FL-36R. La batería es de ion de litio, tipo BLM-1 (con cargador incluído).
En conclusión es una buena adición a la linea de los cuatro tercios, que además de algunos inconvenientes del formato sufre de una calidad de imagen en ISO alto no tan buena como en otras cámaras de la misma categoría.

viernes, 26 de diciembre de 2008

Probamos en nuevo Adobe Lightroom 2.2

Adobe Photoshop es sin duda el software más logrado para la edición de imágenes por computadora. Con una carrera de mejoras muy provechosa, y cursando ya unas 12 versiones para PC, el programa se encuentra en la etapa de madurez plena. Las posibilidades de modificación que ofrece son prácticamente ilimitadas, y muchos son los fotógrafos que lo utilizan para corrección y tratamiento de sus imágenes, con excelentes resultados.

Sin embargo, muchos fotógrafos, incluso profesionales, entendieron pronto que el Photoshop no es siempre el programa adecuado para este tipo de tareas. Si bien es completo y puede llevar a cabo ediciones complejísimas, tiene algunos inconvenientes. En primer lugar es un paquete muy costoso, pensado para la edición gráfica de todo tipo. También tiene unos requerimientos de ejecución bastante elevados, y por ello suele ser lento salvo en equipos potentes. El fotógrafo muchas veces limita su trabajo a corregir 4 o 5 variables en sus imágenes, y con ello basta. Photoshop es exageradamente potente para este tipo de edición, pero ello redunda en una alta complejidad. Un programa con funciones acotadas a las necesarias, con un arranque más veloz y requerimientos de sistema inferiores sería lo necesario, y esto que pensaron muchos fue comprendido también por los fabricantes. A esto también sería útil agregar funciones de catalogación potentes.

Adobe por ello se abocó a programar un software nuevo pensado para el fotógrafo, capaz de corregir y catalogar imágenes de manera potente, y representar el flujo de trabajo de este tipo de usuarios de una manera más eficiente.


Hace unos dos años, Adobe lanzó la primera versión de Lightroom, con una recepción bastante positiva. Se basaba en una gran idea emprendida también por Apple con su Aperture, a pesar de que el diseño de este último tuvo algunos fallos de programación, finalmente subsanados en versiones posteriores. Hoy Adobe lanza la segunda versión, en un intento para contrarrestar al efectivísimo Aperture 2.0 que engalana a las Macs.


Lightroom trabaja en 4 pasos, en módulos consecutivos: Librería, Revelar, Proyección de Diapositivas, Impresión, Web. El módulo Librería permite descargar fotos y catalogarlas automática o manualmente. El método que viene por defecto es muy efectivo, pues cataloga por fechas, y permite con gran facilidad duplicar las imágenes a disco rígido o DVD. Trabaja de manera sencilla con decenas de miles de fotografías.

El módulo más importante es el "Develop", o "Revelar". Dentro de él podremos hacer el tratamiento de los archivos RAW o JPEG. Los cambios tradicionales que podemos realizar son los niveles de exposición, temperatura y tono del color, brillo/contraste, presencia de color (con parámetros como saturación total, la vibración del color, etc). También se pueden modificar el nivel de los negros en las sombras y las luces de relleno. Es muy efectiva la función de recuperación de altas luces.

Entre las nuevas opciones múy útiles que destaca el nuevo Lightroom con respecto a la versión se encuentra el trabajo en 64 bits, la posibilidad de trabajar sencillamente con dos monitores, un pincel para mejoras locales (una gran mejora), posibilidad de trabajar con filtros graduados inteligentes. También puede operar con diferentes perfiles de color en modo RAW, una posibilidad bien lograda ya en productos cono el SilkyPix y que en Lightroom 2 cobran un nuevo significado: son mucho más potentes.

Lightroom permite también trabajar muy rápida y cómodamente en lotes, con lo cual constituye una muy interesante opción y competencia al Capture NX 2, editor estrella de la exitosa Nik Software.

Como resultado, las fotos logradas con el procesamiento son muy adecuadas, sobre todo teniendo en cuenta las posibilidades, velocidad y la facilidad de manejo del programa. Lightroom 2 se destaca sobre todo al manejar gran cantidad de imágenes con ISO elevado, pues tiene un excelente motor de reducción de ruido.

jueves, 25 de diciembre de 2008

Canon 50D, un veloz cambio de marcha

Continuando con nuestra puesta al día de Navidades, presentamos hoy en El Revelador la Canon EOS 50D.
Tras discurrir un año, la Canon EOS 40D (analizada aquí en El Revelador), había recibido muy buenas críticas, pero también sugerencias para acercar diseño y prestaciones de un futuro modelo a la espectacular rival Nikon D300. La anticipación dio lugar a la realidad el 26 de agosto de este casi extinto 2008, cuando Canon develó su nueva EOS 50D.

Físicamente, la EOS 50D es bastante similar a su predecesora, con cuerpo muy sólido con alma de aleación de magnesio. Al igual que la 40D, la 50D está pensada para un trabajo profesional intensivo y rudo: sus botones están sellados contra el polvo y la lluvia y el rango de temperaturas operativas garantizadas por el fabricante va de los 0ºC a los tórridos 40ºC. La sólida construcción redunda en un peso (cuerpo con batería únicamente) de 822 gramos. La bayoneta es la Canon EOS, compatible con objetivo EF y EF-S. También es totalmente compatible con la línea de flashes de cámara Speedlite (velocidad de sincronismo: 1/250seg).

El pentaprisma es similar a su predecesora, con una cobertura del 95% del cuadro y ajuste -3/+1 dioptría.

Sensor nuevo
Los cambios se inician en el corazón de toda réflex digital: el sensor. Este sector del equipo está conformado hoy por una unidad CMOS de 15,1 megapíxels (tamaño 22,3 x 14,9 mm, factor de conversión 1,6x), el cual permite entregar archivos de hasta 4.752 x 3.168 pixeles. La alta resolución de estas imagenes son ideales para ampliaciones a gran escala o para recorte creativo con muy pocas limitaciones. El nuevo fotocaptor está preparada para trabajar en 14 bits, logrando archivos de mayor tamaño pero con una gradación tonal extrema. También puede operar a 12 bits como se utiliza más corrientemente este tipo de cámaras.

El rango de sensibilidades del nuevo sensor de alta resolución y bajo ruido abarca el rango ISO100-3.200 en sensibilidades calibradas, e ISO6400 o 12.800 como sensibilidades sin calibrar H1 y H2. Este amplio rango nos permitirá una enorme libertad para fotografiar con luz escasa o para las tomas nocturnas.

Los fotositos individuales que conformarán los píxeles, tienen circuitería de limpieza de ruido, con lo cual se logra reducir enormemente el grano en la imágen, según afirman los técnicos de Canon. Por otro lado, el sensor entero está montado en la cada vez más corriente platina autolimpiante por vibraciones, destinada a la eliminación de marcas de polvo en las imágenes. Para quitar el polvo acumulado también se puede recurrir al software suministrado, a través de la Información de Polvo registrada en cámara y a software Digital Photo Professional (incluído en el CD que acompaña a la cámara).

Procesador
Desde El Revelador solemos detallar las características publicadas de el o los microprocesadores de la cámara. Estas unidades son las encargadas de tratar la información captada por el sensor y regular las características básicas de la imagen (contraste tonal, saturación e intensidad del color, limpieza de ruido electrónico generado por el sensor, y demás). Este microprocesador especializado en el tratamiento gráfico también se encarga de otras actividades: funciones novedosas de cámara en algunos casos, edición de imagen en cámara, etc. En el caso de la 50D, el procesador provisto es el DIGIC 4, cuarta generación de una afianzada línea de micros con gran experiencia acumulada durante su desarrollo. El DIGIC 4 está adosado a un buffer de memoria SDRAM-DDR y es responsable de la limpieza de ruido en imagen, de función antiviñeteo, control inteligente de altos contrastes, etc, y también de su veloz desempeño. La velocidad de ráfaga alcanzada es de hasta 6,3 cuadros por segundo, en secuencias de hasta 90 archivos JPEG (ideal para deportes y vida salvaje).


Pantalla
El nuevo LCD de 3 pulgadas Clear View VGA tiene gran claridad para revisar la precisión del foco. La cámara tiene modo Live View, el cual se muestra en tiempo real a tiempo real. Con esto los fotógrafos pueden disfrutar tiros simplificados desde ángulos incómodos.

Autofoco
La unidad encargada de las funciones de foco es un sensor CMOS dedicado tipo TTL-CT-SIR AF, y dispone de la efectiva memoria para microajustes de foco, la cual le permite regular el microenfoque de 20 objetivos individuales. Esta función resulta útil si los objetivos tienen pequeñas variaciones o descalibraciones, situación muy común en algunos tipos de objetivos granangulares y teles.

Los puntos de enfoque son pocos comparado con otras cámaras del rango medio algo, únicamente 9 sectores en cruz de selección automatizada o manual, aunque totalmente efectivos.
Los modos de enfoque son Automático, Autofoco de un solo fotograma, Autofoco Servopredictivo IA, Autofoco IA, y finalmente Manual (MF).
Las funciones de autoenfoque asistido por el DIGIC4, el Autoenfoque Rápido, Autoenfoque en Vivo y el Autoenfoque en vivo con Detección de Rostros optimizan el enfoque en retratos y situaciones extremas.

Control
Los modos de control son: modo Programa, prioridad de Velocidad de Obturación y Apertura, control de Profundidad de Campo, y Completamente Automático. Entre ellos se ha agregado una nueva función, el "Automático Creativo". Esta novedad implica un modo automático que sin embargo permite regular opciones como la nitidez del segundo plano.

El panel LCD monocromo superior provee toda la información de status de la cámara, pero también se la puede apreciar más comodamente en la pantalla LCD color oprimiendo el botón FUNC.

Picture Style
Estas funciones ya han sido tratadas en El Revelador. Permiten ajustar el aspecto de la imagen con distintas configuraciones de tratamiento de las fotografías para expandir las posibilidades creativas.
Si bien son cambios que se pueden dar en postproducción, es bueno saber que la nueva 50D integra opción de blanco y negro con filtrado, como se ha hecho popular en las cámaras Nikon. Permite los filtros Rojo, Amarillo, Verde y Naranja. También permite darle tono a la imagen directamente desde la cámara.

Software
Digital Photo Professional: El DPP permite procesar los archivos RAW en tiempo real, además de ver dónde enfocó la cámara en cada foto. Corrige aberraciones ópticas de distintos objetivos Canon. Puede trabajar en modos de color sRGB o Adobe RGB, ColorMatch RGB, Apple RGB y Wide Gamut RGB. También permite operar con perfiles ICC en archivos TIFF o JPEG cuando los convierte a partir de archivos RAW, para lograr reproducción fiel del color.

EOS Utility: La última versión de este programa es capaz de disparar remotamente con Live View y transferir las imágenes. También es útil para bajar las imágenes a un sistema estructurado de archivo en conjunción con el DPP.

Picture Style Editor: Permite configurar un Picture Style individual para personalizar la apariencia de las fotos y aplicarlo a las imágenes.

Accesorios
Como su predecesora directa, la EOS 50D cuenta actualmente con 3 modelos de placa de enfoque, distinguiéndose una mate de alta precisión para enfoque manual con objetivos de amplio diafragma y otra platina con rejilla a tercios para facilitar el encuadre.

Por otro lado acepta las mismos grip con batería de la 40D. El BG-E2 (igual al de las veteranas EOS 20D y la 30D), el BG-E2N, que es casi igual pero tiene sellos de goma alrededor de la puerta de la batería, y finalmente la WFT-E3/E3A inalámbrica. La WFT-E3/E3A no le da potencia a la cámara; sirve para disparar y transmitir sin cables (a través de protocolo 802.11b/g a un servidor de archivos, o como una comunicación bidireccional a través en modo PTP y HTTP. En el modo HTTP se puede controlar remotamente la cámara, ver el Live View, cambiar las opciones y fotografiar. El puerto USB puede emplearse para guardar las fotos directamente a una unidad USB externa (aunque solo pueden alimentarse pequeñas unidades Flash o pendrives).

domingo, 21 de diciembre de 2008

Analizamos la Nikon D300


La Nikon D300 es la inteligente sucesora de la Nikon D200, exitoso modelo que la firma japonesa hizo público en noviembre del 2005. La D200 presentaba un cuerpo de aleación de magnesio de excelente ergonomía, con alta performance y un sensor de alto desempeño de 10,2 megapíxels.

Con multitud de controles manuales y la capacidad de emplear gran variedad de objetivos, incluyendo los antiguos para la bayoneta Nikon, la D200 tuvo muchísimo éxito entre usuarios avanzados y profesionales a los cuales la D2X quedaba muy holgada, y preferían un diseño de alto impacto para trabajar y divertirse.

Dos años después de su lanzamiento, Nikon reemplaza su probada D200 con un nuevo modelo, bautizado según la nomenclatura como D300. Se trata de una réflex digital profesional compacta, que según el fabricante incorpora las tecnologías y rendimiento de la Nikon D3 en un cuerpo compacto de formato DX.

Tras la bayoneta Nikon AF tradicional se encuentra el sensor de CMOS, un modelo nuevo y mejorado que permite lograr ahora unos 12,3 megapíxeles (logra archivos de hasta 4288 x 2848 píxels). Esta unidad cuenta con un sistema de autolimpieza por vibraciones para la eliminación del polvo, característica cada vez más popular entre los fabricantes de réflex digitales.

La D300 captura imagenes en el rango de sensibilidades ISO 200-3.200 calibrados. Adicionalmente se puede emplear hasta ISO 100 o 6.400 no calibrados. Las imágenes obtenidas son excelentes, demostrando un muy bajo nivel de ruido (grano) en las imágenes.

Responsable de estos desempeños asombrosos es el procesamiento de imagen EXPEED convierte las imágenes con un procesamiento de 14 bits, pero puede utilizarse hasta 16 bits, para lograr gradaciones tonales extraordinarias en sus archivos RAW NEF. La respuesta es muy buena, con un encendido de aproximadamente 0,13 segundos y un retardo del obturador de 45 milisegundos.

La velocidad de ráfaga admite 6 fps, pero como novedad el mismo puede aumentarse al adosársele la manopla MB-D10, logrando hasta 8 cuadros por segundo.

El sistema de autofoco de la D200 fue legendariamente efectivo. El modelo actualizado de autoenfoque tipo Multi-CAM3500DX, está preparado para para operar con escasa iluminación. Una capacidad interesante de este nuevo sistema de enfoque mejorado es la de rastrear los colores, situación muy poco usual entre los sistemas de enfoque, limitados a medir enfoque por contrastes. También se pueden escoger patrones de puntos de enfoque simplificados, y utilizar 9 puntos o 21 puntos de enfoque.


El sistema de medición de luz incorporó un efectivo sistema automático de detección de escenas, muy efectivo para actuar en la medición de escenas difíciles. Las mediciones son las tradicionales, seleccionables a través de una perilla al costado del ocular: Matricial Color 3D II, Central (75% de preponderancia a un círculo central variable por el usuario), y puntual (emplea un punto de aproximadamente 2% del fotograma para medir la luz).


Estas funciones se complementan con el D-lighting activo, que permite obtener unas imágenes extraordinarias de gran contraste aplicando automáticamente la compensación de tonos en el momento de la captura.
Llegado el caso, los controles de imagen seleccionables facilitan el procesamiento de las fotografías en la propia cámara, ahorrando tiempo en la post-producción, y su pantalla LCD de alta definición de 3 pulgadas (920 mil puntos) admite los dos modos Live view con dos modos (trípode y a pulso). Como salida se desechó la opción PAL/NTSC por una salida de vídeo de alta resolución HDMI.

La batería es de ion de litio tipo EN-EL3, y las tarjetas soportadas son las CompactFlash (también las del tipo MicroDrive).

Se comercializa como cuerpo sólo, o integrada con objetivos en 3 kits diferentes: con objetivo 16-85 mm VR, con el antiguo objetivo 18-70, y con el versátil 18-200 VR.